1 de noviembre de 2009

Descuido en la salud resta al ser humano cinco años de vida

Todos los seres humanos podrían vivir cinco años más si se eliminaran factores de riesgo como el bajo peso de los niños al nacer, sexo sin protección, alcoholismo, hipertensión y falta de agua potable. Estos factores son responsables del 25% de los 60 millones de muertes que ocurren al año.

Así lo indicó la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su informe “Riesgos Globales de la Salud".

El documento señala, además, que otros factores como la obesidad, la falta de ejercicio, el fumado, el colesterol alto y la falta de consumo de frutas y verduras también son factores de alto riesgo. La combinación de estos aspectos es responsable del 75% de las enfermedades cardiovasculares, la causa principal de muerte por enfermedad en el mundo.

El informe indica que hay dos tipos de factores de riesgo: los que dependen de cada persona (alcoholismo, inactividad física, fumado), y los que dependen de las políticas públicas y economía de cada país (calidad del agua, acceso a métodos anticonceptivos, bajo peso infantil), por lo que debe trabajarse en ambas vertientes.

“Unos factores señalan que la salud global está mal. Los Gobiernos deben hacer políticas para tener mejor calidad de agua y velar por que los niños nazcan en buenas condiciones. Deben hacerlo por el bien de la salud y la vida de sus habitantes”, dijo Colin Mathers, coordinador de Mortalidad y Enfermedades, de la OMS.

“Otros factores no dependen de los Gobiernos, sino de cada persona. El 71% de los casos de cáncer de pulmón en el mundo se deben al fumado, y las enfermedades cardiovasculares se derivan de la inactividad física, la falta de frutas y verduras y el exceso en el consumo de grasas”, agregó.

Otros aspectos que se nombran son la deficiencia en hierro, vitamina A, zinc, falta de lactancia materna, colesterol alto, niveles altos de glucosa, falta de métodos anticonceptivos, uso de drogas ilícitas, contaminación ambiental, exposición al plomo y el cambio climático. En total, 24 factores ponen en riesgo la salud y la vida del ser humano.

La investigación

Para llegar a estas conclusiones, la OMS examinó las estadísticas de las causas de mortalidad, incidencia de enfermedades, contaminación ambiental, cambio climático y esperanza de vida al nacer en más de 130 países. Posteriormente, compararon los resultados y examinaron el papel de cada factor en el perjuicio de la salud y la muerte.

Así, los cinco primeros factores de riesgo se escogieron porque determinan la cuarta parte de muertes en el mundo. Dentro de los primeros diez, se incluyeron los que causan el 75% de los males cardiovasculares, responsables de más de 100 millones de muertes por año.

El informe señala que las mayores deficiencias están en África y al este de Asia. En América y Europa, no hay riesgo por falta de agua potable o desnutrición infantil, pero las posibilidades de muerte por enfermedades cardíacas, sedentarismo, obesidad y poco consumo de frutas y verduras son mayores.

El documento indica que, si logran controlarse los factores de riesgo, esto significa entre cinco y siete años más de vida para los habitantes del mundo. Sin embargo, para lograrlo, debe haber voluntad de cada persona en mejorar su salud y de cada Gobierno para brindar mejores políticas públicas.

Tabaco, mala dieta y poco ejercicio matan a ticos

En el informe, Costa Rica figura como uno de los países con mejor calidad de agua potable, mejor peso en niños y buen acceso a métodos anticonceptivos. Sin embargo, tiene retos pendientes: eliminar el riesgo de enfermedades cardiovasculares y el fumado.

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en el país, y uno de los motivos principales de hospitalización. Aproximadamente, 19.500 costarricenses son hospitalizados cada año por estos males. Otros 4.000 ticos mueren cada año antes de ingresar a un hospital por causa de un infarto o paro cardíaco. A esto se le unen más de 500 casos nuevos de cáncer de pulmón o enfisema pulmonar por año, muchos de ellos causados por el abuso del fumado.

Para remediar el impacto de estos factores de riesgo, el Ministerio de Salud y la Caja Costarricense de Seguro Social desarrollan diferentes planes. “A la gente la están matando sus propios hábitos: el tabaco, la mala alimentación y el sedentarismo. Cuesta cambiar esos hábitos, pero tenemos programas para incentivar el consumo de frutas y verduras, los micronutrientes y poner a la gente en movimiento”, dijo María Luisa Ávila, ministra de Salud.

Otra iniciativa es el proyecto de ley antitabaco, que se encuentra en estudio en la Asamblea Legislativa. Esta ley permitiría la prohibición del fumado en bares y restaurantes. Además, todas las cajetillas de cigarrillos deberán traer advertencias más grandes sobre los daños del fumado.

El Ministerio trabaja también en un reglamento que regule el uso de la grasa en sodas y restaurantes. Así, se implementa una forma más sana de comer, que evita la obesidad.

Tomado de: www.nacion.com

No hay comentarios: