27 de abril de 2018

3 “consejos” que los nutricionistas quieren que olvides ya

Tomado de: as.com

Parece que el asesoramiento nutricional evoluciona constantemente. Primero, la grasa no era saludable, y luego cambiaron las tornas. Las yemas de huevo fueron consideradas malas para el corazón y el colesterol, pero ahora parece que podemos comerlas de nuevo. Algunas personas comen una estricta dieta tipo paleo, mientras que otras renuncian a los productos animales y comen completamente a base de plantas, como los vegetarianos. Granos, gluten y azúcar, que solían ser alimentos básicos en la dieta, han sido demonizados en los últimos años.

Sin embargo, mientras la nutrición se matiza cada día y no hay una sola dieta que funcione para todos, existen algunos mitos nutricionales que los dietistas quieren que abandones a cualquier precio, ya sea porque los hayas oído a “supuestos expertos” o debido a la gran infoxicación de información que hay en internet. A medida que la investigación evoluciona, algunas creencias nutricionales han estado tremendamente desactualizadas.

Comer grasa engorda

La grasa fue una vez satanizada como el culpable detrás de la obesidad en expansión de varios países, lo que marcó el comienzo de la locura baja en grasa de los 80 y los 90. Pues bien, resulta que eso pudo haber hecho más daño que bien. De hecho, debes escoger tu camino y comer cantidades moderadas de grasas buenas, como las monoinsaturadas y poliinsaturadas que se encuentran en nueces, semillas, aguacates, pescados grasos y aceites vegetales. No solo eso: estas grasas pueden ayudarte a adelgazar y reducir tu riesgo de enfermedad cardíaca.

Las modas “détox”

Un montón de zumos ofrecen limpiezas y de varios días, prometen "desintoxicar" tu cuerpo y ayudarte a poner en marcha tus objetivos de pérdida de peso. ¿El problema? Terminas ingiriendo más azúcar que otros nutrientes valiosos de verdad. Según el nutricionista Julio Basulto, “el problema es cuando confiamos la salud a un batido de colores que promete desintoxicarnos en lugar de revisar la dieta, tomar consciencia de lo que comemos y plantearnos de qué manera podríamos mejorar. El riesgo está en buscar soluciones puntuales o mágicas a problemas globales, como no llevar un estilo de vida saludable, y querer compensarlo con un producto -en este caso, batido- que nos haga "sentir mejor" sin renunciar a hábitos insanos”.

Hay que evitar la fruta porque engorda

¿De verdad hay gente que piensa que un plátano y un racimo de uvas (dos de las frutas más calóricas que existen) engordan más que una bolsa de patatas fritas y una barrita energética? Estamos totalmente confundidos en cuanto al azúcar. A medida que las personas eliminan el azúcar de sus dietas para perder peso, a menudo cortan la fruta, que es una fuente de azúcares naturales. Pero eliminar el azúcar también significa que estás eliminando de tu alimentación fibra valiosa y otros nutrientes muy interesantes para tu organismo.

No hay comentarios: